Después de varios años de nula investigación y simplemente andar preguntando de vez en cuando a tombos, abogados y fumones, descubrí que fumar marihuana en la calle no es legal, pero estar fumado. Así como supuestamente uno legalmente podría cargar hasta 8 gramos consigo mismo, estar stone en la calle no sólo no es un crimen sino que incluso a menudo se publicita bastante explícitamente por los consumidores a través de códigos de lenguaje y vestimenta.

lector promedioHasta tu abuela sabe que estás en algo.

Lo más raro de las leyes en el Perú es que castigan la comercialización y la producción de cannabis pero no su consumo así que aparentemente si quieres consumir marihuana tienes que encontrarla en la naturaleza silvestre o lograr que aparezca espontáneamente entre tus manos, hazaña no totalmente inimaginable si es que logras encontrar la gente adecuada con la cual parar (ver imagen anterior).

Acá van los lugares más recomendados NO PARA FUMAR sino para estar fumados de Lima. Están ordenados de ‘más seguro y monse’ a ‘más arriesgado e increíble’. Recuerda que al igual que los borrachos, puedes estar en la condición que quieras en la calle siempre y cuando no rompas nada ni toques a nadie ni te quedes mirando muy fijamente a un maniquí durante horas o le robes el sombrero a un policía. No hay nada peor que un stoner arrochador, carnada de algún tombo listo para sembrarte algo o qué sé yo. Recuerda dentro de lo posible fumar en privado (como en tu carro por ejemplo) y luego explora tus alrededores.

Ok. La lista.

#7.6.5.4. Parque Kennedy / El Olivar / Malecón / San Borja Norte

malecon

Ya, estos son los lugares más obvios para fumadores en todo Lima. Los he agrupado juntos porque básicamente son todos iguales: lugares públicos y abiertos con árboles y naturaleza y gente trotando 24 horas al día. El espacio abierto ayuda a que nadie se pasavueltee y que los olores pasen desapercibidos. La presencia de serenos es bastante fuerte pero si no arrochas lo más probable es que te ignoren. De todos modos es de esperar es que si vas a cualquiera de estos lugares de noche ya hayan varias otras personas fumando o fumadas así que con tal que no llames la atención más que ellos, probablemente no te pase nada malo.

Pros: puedes quedarte viendo el mar o los árboles o señoras rubias haciendo aeróbicos. Varios lugares cercanos para bajonear.

Contra: el malecón está lleno de hippies, el Olivar está lleno de señoras pitucas y San Borja es San Borja.

#3. C.C. Arenales

sailor-scouts

El centro oficial de todos los frikis y otakus de la ciudad. Así sea un lugar cerrado es lo suficientemente amplio como para que no te vaya a dar claustrofobia ni nada. Dentro de las actividades posibles están ver juguetitos de animes, jugar en las cabinas y hablarle a nerds sobre Star Wars durante horas. Además cuenta con varios cafés y un Metro por si te provoca bajonear. Es un lugar familiar con guardias de seguridad así que recuerda no arrochar. Tampoco hay por qué cuando en vez de eso podrías estar jugando Dance Dance Revolution contra un gordito, o algo.

Pros: el lugar ya es medio quemado así vayas sobrio. Hay muchas actividades y colores y música coreana.

Contra: ya muy nerd ya. Cosplayers podrían darte ataques de pánico y jugar Age of Empires stone es bien difícil.

#2. Presbítero Maestrocementerios

Palta. En resumen: es bien fácil pasavueltearse y todo pero si logras superar eso te aguarda un trip lleno de monumentos y arte de una calidad difícil de encontrar en Lima. El mismo hecho de que un cementerio esté en esta lista debería servir para reflexionar acerca de la falta de espacios públicos en Lima que no sean o estén alrededor de malls. Evadir si crees en los fantasmas o la religión.

Pros: hay muchas cosas bonitas qué ver especialmente si te interesa la escultura o historia. Creo que hay un Totus cerca.

Contra: es ultra palta y faltoso, dependiendo de tu moralidad. El acceso y escape es medio jodido.

#1. Polvos Azules

polvos azules

Demasiados estímulos. Ir a Polvos fumado, especialmente como a la hora de almuerzo, es una de las cosas más triperas que uno puede hacer en esta ciudad. Entre las luces de neón, los pasillos angostos ultra-iluminados, la ropa colgando por todas partes, portadas de DVDs, pantallas plasmas con Avatar en 3D en alta definición, videojuegos, música, gente caminando con platos de comida, ‘Amigo, ¿jeanes? Pregunte nomás sin compromiso’, turistas, animes, juguetes, porno, zapatillas. El laberinto del comercio, Polvos Azules lo tiene todo.

Pros: es una de las experiencias cotidianas más intensas que puedes tener en esta ciudad sin consumir ninguna droga dura.

Contra: bien fácil de pasavueltearse. Al igual que el opening de Enter the Void el ambiente es demasiado sobreestimulante, pero si logras mantenerte bajo control es una gran experiencia. (Pero porsiaca recuerda siempre tener fija tu ruta de escape).

Bueno eso es todo, comenten sus propios lugares favoritos o lo que sea. Feliz 420.

SONY DSCFoto por: Fredy Oré Pichardo