Ahora estaba leyendo un ensayo de Chuck Klosterman y se me quedó pegada en la mente la siguiente cita:

“Tomar de punto algo obviamente estúpido y reiterar qué tan estúpido obviamente es tiene que ser el tipo de criticismo más mediocre que puede realizar cualquier persona.” -Chuckie en ‘Eating the Dinosaur’ 

Me fue inevitable relacionar esto a un asunto del que he querido escribir desde hace meses pero que recién estos días ha ‘explotado en la coyuntura’: Justin Biebz.

Además de fútbol, Brazil también nos gana en hospitabilidad

 

Al parecer #BiebzStayOutOfPeru se volvió trending topic en la twittersfera (o como sea que le digan ustedes jóvenes hoy en día) tras la aparición de decenas de grupos peruanos en Facebook amenazando de muerte a Justin Bieber para que le pongas ‘Like’ y muestres en tu Wall a todos tus amiguis cómo tú también eres parte del fenómeno anti-bieber, porque a todo el mundo le importa saber tu posición sobre el asunto y así al fin puedes demostrar qué tan radical y alternativo eres.

No me conformo a los estándares ni categorizaciones #TeamAntiBieber

Me pregunto si estas demostraciones, además, han generado algún tipo de conflicto sustancial fuera de cualquier disputa doméstica como por ejemplo si es que tú odias a Justin Bieber y casualmente tu hermana de 12 años es miembro del ‘Club de Fans de Justin Bieber – Perú‘. Y, sin huevadas, ¿a alguien más que a niñas de 12 años le importa un carajo el concierto de Justin Bieber? Fácil sus viejos que le pagan la entrada, pero fuera de eso ¿por qué tanto roche? Como si todos viviesen al costado del Estado Nacional y estuviesen obligados a escucharlo durante su concierto este de 17 de Octubre. La gente reacciona apoyando este tipo de cojudeces ‘anti-loquesea’ meramente porque es la manera más fácil posible de ser controversial; de joder a un blanco invisible cuya única defensa va a venir por parte de chibolas a las que aún no le baja la regla. Desearle la muerte a Justin Bieber es lo equivalente a escribir “SLIPKNOT” con liquid en tu mochila.

Sí. Este eres tú.

Aparentemente en el Perú  más gente está en contra de Justin Bieber de lo que están en contra de el calentamiento global o la violación de los derechos humanos (recuerden las virtualmente inexistentes protestas causadas por las visitas de George W. Bush o Hugo Chávez). Lo sorprendente, también, es que la gente que odia a Justin Bieber ni siquiera sabe nada acerca de él. En serio, a ver nombra 3 canciones y no vale decir ‘Baby’. ¿Ves? Desde que empecé a escribir este artículo he estado escuchando sólo canciones y remixes de Justin Bieber y, ¿saben qué? Están como las huevas. El chibolo sabe cantar sin lipsynch y baila pajita, que es más de lo que se puede decir de otros artistas pop como Britney Spears, cuya visita al Perú no ha generado ninguna amenaza de muerte, al menos hasta ahora.

Quizá por la probabilidad de que durante su estadía Britney cause su propia muerte..

Pero en serio, dejen al chibolo en paz. Es sólo un jovenzuelo con pelo raro que canta canciones pop y es adorado por todas las chibolas del mundo, mientras todos los mayores ‘old-school’ critican su nueva estética visual/musical y lo odian. Totalmente me recuerda a alguien más…

Entonces, no sé. Fácil gasten sus energías en algún odio más productivo que este, como por ejemplo contra ‘Al Fondo Hay Sitio’ que nadie critica porque es como decir que el Pisco es chileno o algo así; y si en serio no puedes ‘aplacar tu ira’ entonces simplemente deja de ver MTV, deja de escuchar ‘Planeta’, o lo que sea. Date cuenta que lo único a lo que contribuyen tus críticas es a: ni mierda, y que de todos modos probablemente algún día si es que tienes una hija, a ella le gustará algún ídolo pop mil veces peor. Hasta entonces, si tanto te importa aún, fácil sólo mira este video en loop hasta que pasen los años y todo te siga llegando al pincho:

http://www.youtube.com/watch?v=SmgT-rwn5W4